IU de Madrid ciudad se suma a las manifestaciones públicas de indignación y protesta por el encarcelamiento de Alfonso Lázaro y Raúl García

IU de Madrid ciudad se suma a las manifestaciones públicas de indignación y protesta por la encarcelación de los dos titiriteros integrantes del grupo “Títeres desde abajo”, Alfonso Lázaro y Raúl García, autores de la obra satírica “La Bruja y don Cristóbal”.

Convertir un error de programación –emitir una obra de títeres para adultos como una obra para público infantil– en un problema de orden público y de enaltecimiento del terrorismo demuestra no solo la mente retorcida, represiva e inquisitorial de determinados personajes de la derecha política y judicial, sino también y lo que es más grave, cuán enfermo está nuestro sistema político-social, y la debilidad de nuestro régimen democrático y de libertades.

Es absolutamente inaceptable que la sátira política pueda ser perseguida. La criminalización de este tipo de actuaciones es un claro atentado a la libertad de expresión impropio de una sociedad democrática, y mucho menos, de un gobierno municipal de cambio y progreso. La pluralidad política, la discrepancia, la disidencia, no pueden convertirse en delito si no queremos convertirnos como consecuencia de esas actuaciones en inquisidores o censores. Ante ello, no se pueda mostrar la más mínima debilidad; la libertad, la cultura, la sátira política no son moneda de cambio político, y se han de defender desde la calle y las instituciones con la máxima firmeza.

Nadie dijo que gobernar Madrid después de 5 lustros de gobierno del PP iba a ser fácil, las pruebas de desestabilización del gobierno municipal están siendo evidentes y continuas. Los frentes de batalla serán muchos, pero sin duda el frente cultural será, junto al económico, el más importante. Aquellos que no han querido condenar el franquismo, los mismos que se negaron a aplicar la ley de memoria histórica, son los que arremeten contra el gobierno de Ahora Madrid por la exhibición de una obra satírica en la que un muñeco de trapo exhibe una pancarta con el lema “Gora Alka-ETA”. Lamentablemente y por absurdo que parezca no se trata de una broma, estamos ante una batalla (una más) no solo por el libre ejercicio de la creación artística, sino por la defensa de un sistema de libertades que merezca tal nombre.

Por ello, desde IU Madrid ciudad demandamos:

  • La inmediata puesta en libertad de los dos titiriteros detenidos.
  • El posicionamiento claro por parte del gobierno municipal, del que somos parte, en favor de la liberación de los titiriteros.
  • La ratificación en el cargo de la concejala delegada de cultura y el resto del equipo municipal. Se han podido cometer errores en la gestión de esta crisis, pero en ningún caso ello puede suponer su destitución, haciéndole con ello el juego al PP y la caverna mediática en su intento de desestabilización y criminalización del gobierno municipal.

Ayer, hoy y mañana, “Nous sommes titiriteros”.

Puede que también te interese...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *